Ningún jugador había marcado 5 tantos en un solo partido oficial. Mbappé anotó sus goles en menos de 50 minutos (29′, 35′, 40′, 56′, 78′).