Anthony Hopkins y a sus 83 años, se convirtió en el actor de más edad en ganar un Oscar al ser galardonado como mejor actor principal.