La fuerza policiaca de Irlanda, por ley no divulga los nombres de los arrestados. Sin embargo, la sargento portavoz Margaret Flanagan.