Finaliza sin éxito la búsqueda de Emiliano Sala

La policía de Guernsey informó este jueves haber suspendido las labores de ‘búsqueda activa’ del avión desaparecido este lunes en el canal de la Mancha y en el cual viajaba el futbolista argentino. Junto con Sala desapareció también el piloto del aparato, David Ibbotson.

Tras haber buscado cerca de 1700 millas con varios aviones, helicópteros y botes, la policía reconoce que las opciones de encontrar con vida a los dos desaparecidos son “prácticamente nulas”, si bien dejan el caso como “abierto”, por lo que Sala e Ibbotson seguirán siendo para la policía “personas desaparecidas”. Las autoridades también piden a cualquier embarcación que pase por la zona que de aviso ante cualquier circunstancia que se presente.

Emiliano Sala, de 28 años, volaba desde Nantes rumbo a Cardiff para unirse al equipo de esta ciudad, el cual pagaba este mercado invernal 17 millones de euros al Nantes para hacerse con los servicios del delantero. En lo que llevaba de campeonato francés, Sala había anotado 12 tantos para el Nantes, luchando con Kylian Mbappé o Neymar por el honor de ser el máximo goleador de la Ligue 1.

Durante el viaje, el futbolista enviaba varios mensajes de voz a sus excompañeros en los que reconocía estar pasando miedo por las condiciones del viaje y del aparato en el que viajaba. “Parece que este avión se vaya a caer a pedazos” decía en uno de los últimos mensajes el futbolista. “Si dentro de una hora y media no tienen noticias mías… No sé si van a mandar a alguien a buscarme porque no me encontrarían ¡Qué miedo tengo!”, bromeaba Sala con unas palabras que acabarían resultando trágicamente premonitorias.