“El Chapo” Guzmán se está volviendo loco, calvo y fármaco dependiente por la “tormenta psicológica”

El capo mexicano Joaquín “El Chapo” Guzmán se está volviendo loco, calvo y fármaco dependiente por la “tormenta psicológica” que las autoridades de México le hacen vivir en la cárcel en que se encuentra recluido, dijo este jueves uno de sus abogados.

“Algo que es inminente es que Joaquín se está quedando sin pelo en la parte superior de la cabeza. La calvicie es evidente”, dijo el abogado a Radio Fórmula.

Según Refugio Rodríguez, el capo de 59 años le expresó su desazón.

Estoy loco (…) con el trato que estoy recibiendo, me siento muy mal. Ya un doctor pasó y me dijo que lo que tengo es angustia”, habría dicho el capo a Refugio Rodríguez

En marzo, el capo pidió a su defensa agilizar su extradición a Estados Unidos por encontrarse “desesperado” por no poder dormir. Sin embargo, poco después sus abogados presentaron recursos para evitar el traslado a territorio estadounidense.